lunes, 30 de diciembre de 2013

Feliz 2014

Siempre he sido mucho de pensar, de releer el pasado, de visitar la memoria. Por eso, cuando el año va haciendo amago de irse, suelo plantearme las mismas preguntas. ¿He cumplido con mis propósitos? ¿He conseguido las metas que me planteé? ¿Ha valido la pena el año?

Como suele pasar a aquellos que se hacen esta clase de preguntas las respuestas tienen sabor agridulce porque conseguir todo lo que uno se propone es de Titanes y yo soy más bien debilucha. 
 
Aún así, sigo revisando mentalmente y, llevada por la absurda tendencia de los años, vuelvo a plantearme retos personales y a empujarme a proyectos de dificultad más que respetable. 

No me vais a creer, pero este año además de pagar ¡he ido al gimnasio! Sí, ya sé que no es como para que lo publique El País, pero leyendo las noticias que publican, quizá deberían planteárselo.
 

He leído más libros que el año anterior, he terminado la tercera novela de mi saga El Quinto Sello. Estoy revisando otra novela que no sé si algún día publicaré. Y he recuperado buenas costumbres como salir a divertirme, no todo puede ser trabajar. 

2013 ha sido el año de la publicación de mi novela La Tumba compartida por Ediciones B. Esta novela me ha dado muchísimas alegrías, es como un talismán. Ha despertado auténticas pasiones y conseguido miles de lectores. Lo pasé genial escribiéndola y tenemos un lazo muy especial. 
 

2013 también fue el año de la publicación de Los Diletantes y de Los Cambiantes, la primeras entregas de una intensa saga que estoy segura de que no decepcionará a los lectores. 

Y en 2013, una estupenda mujer, Alicia González Sterling, con una enorme experiencia en esto del mundo editorial, se ha convertido en mi agente haciéndome sentir mucho más arropada.

He conocido gente con las mismas inquietudes y desvelos que yo, escritores y escritoras con las mismas neuras, inseguridades y temores. 
 

También bloguer@s generos@s que han tenido la deferencia de escogerme para sus reseñas, que se han leído mis novelas y me han emocionado con sus comentarios. 

Pero no niego que han habido decepciones, tristezas y pérdidas, eso es algo que va siempre incluido en el precio y poder pagarlo es el único alivio. 
 

Para el 2014, que asoma ya la nariz a la vuelta de la esquina, me he propuesto cosas sencillas, nada de grandes retos. Conseguir correr media hora en la cinta, leer todos los días un mínimo de media hora, escribir tres horas diarias, no estresarme por trabajo y cultivar mi paciencia.

Espero que vuestros retos os lleven al éxito, pero, sobre todo, que os hagan muy felices.


¡FELIZ 2014!

martes, 17 de diciembre de 2013

El Quinto Sello II - Los Cambiantes


Esto de ser escritora, pues es como todo en la vida, unas veces crees que vas hacia delante, otras que tienes los pies dentro del barro y muchas no sabes ni dónde estás. 

Publicar en Amazon es una gran experiencia. Llegas a lectores de todo el mundo, tienes contacto directo con ellos y, sobre todo, manejas tú el cotarro. No tienes que esperar a que nadie haga nada. Nadie te reclama y no tienes que "rendir cuentas" ante nadie. Lo único malo es que tienes que dedicarle un tiempo a la autopromoción, con la consabida incomodidad y pudor que eso nos produce a algunos. Con una editorial, eso no pasa. O eso creía yo.

Pensaba que al publicar con una editorial como Ediciones B podría relajarme, dedicarme a lo mío: a escribir. Creí que ellos se encargarían de todo, de la promoción, de que mi novela llegase a los reseñadores que querían leerla, de organizar presentaciones...

Supongo que esa es otra de las características que diferencia a un escritor novato, de uno veterano: la ingenuidad. 

A pesar de todo, con La Tumba compartida y su editora en papel, Lucía Luengo, todo ha ido como la seda. Es una persona encantadora y muy profesional que realiza su trabajo de manera excelente. Promoción, cero, pero de todo lo demás no hay queja.

Pero con los ebooks no he tenido la misma suerte.


Por eso cuando hace un par de meses me comunicaron desde Ediciones B que no iban a sacar en papel Los Diletantes, primera novela de la saga El Quinto Sello, lo tuve claro, la saga y yo seguíamos solas. 

Del disgusto del primer momento, que me duró dos días, pasé a una absoluta calma. Ya estaba. Había ocurrido eso que tanto teme un autor cuando firma un contrato con una editorial esperando ver su novela impresa: Dónde dije digo...

Y, curiosamente, el fin de la presión y la ausencia de miedo se llevaron todo el estrés.  

A veces  nos damos cuenta de que nos hemos apartado de aquello que nos hacía felices, precisamente por buscar la felicidad.

Aquí tenéis la portada de la segunda novela de la saga El Quinto Sello: Los Cambiantes.


Que ya podéis conseguir en Amazon

martes, 10 de diciembre de 2013

Rusta, del blog Devoradora De Libros


Detrás del apodo de Rusta se esconde una chica de Barcelona que desde 2010 administra el blog Devoradora de Libros, donde reseña novelas y opina sobre la situación actual del mundo literario. Se considera una lectora crítica y analítica, y además de leer le gusta aprender idiomas, ver la televisión y perder el tiempo en una tienda de ropa. Está terminando sus estudios universitarios y en el futuro quiere trabajar en el sector editorial.

Hola Rusta, me alegra mucho que hayas aceptado responder a mi cuestionario particular y nos ayudes a conocer un poquito más a la Devoradora de libros. ¿Cómo se te ocurrió la idea del blog?


—Hola, Antonia, y gracias por proponerme responder al cuestionario. Con respecto al blog, siempre quise tener un espacio propio en la red, me gusta escribir e intercambiar opiniones con otros internautas. Cuando creé Devoradora de Libros ya llevaba cerca de cuatro años escribiendo reseñas de libros en otras páginas, así que decidí abrir el blog para recopilarlas. Antes ya había tenido varios blogs dedicados a otros temas, pero este es el que me ha dado más satisfacciones, sin duda.

Ahora que ya te conocemos un poquito mejor, veamos algo más de ti a través del cuestionario. 

1.- ¿Cuál es tu mayor temor?
La pérdida de mis seres queridos.

2.- El principal rasgo de tu carácter.
La introversión.

3.- La cualidad que prefieres en un escritor/a.
La buena escritura. Aunque se tengan las mejores ideas del mundo, si no se saben plasmar sobre el papel no hay novela.

4.- Lo que aprecias más en tus amigos.
La lealtad y la sinceridad.

5.- Tu principal defecto.
Soy bastante seria y me cuesta abrirme a los demás.

6.- Tu ocupación favorita.
Leer y escribir. Son actividades que me hacen disfrutar y además me relajan muchísimo.

7.- Tu idea de la felicidad completa.
Asumir que no existe la felicidad completa y aprender a valorar los pequeños detalles del día a día.

8.- Si no fueses tú misma, ¿quién te gustaría ser?
Una filósofa de la Antigua Grecia. Me habría encantado charlar con Sócrates.

9.- ¿Dónde te gustaría vivir?
Me gusta vivir donde vivo, pero no me importaría estar en Italia o en algún pueblo del sur de Francia. Siempre cerca del Mediterráneo.

10.- Tus autores favoritos.
Irène Némirovsky, Mercè Rodoreda, Juan Marsé, Almudena Grandes, Blanca Busquets, Anna Gavalda… De los últimos a los que he descubierto, me han encantado Jeanette Winterson, Elena Ferrante y Kate Atkinson.


11.- Tu héroe o heroína de ficción.
No tengo un héroe favorito, pero me suelen gustar las personas normales con defectos y virtudes que se enfrentan a sus problemas cotidianos. Por ejemplo, las cuatro protagonistas del clásico Mujercitas.

12.- Tu música preferida.
Mucha y muy variada: Elton John, Whitney Houston, Queen, Tarja Turunen, Jason Mraz, Florence And The Machine, Adele…

13.- Tu héroe o heroína en la vida real.
Las personas que hacen frente a grandes adversidades (enfermedades, discapacidades, situaciones de penuria…) sin perder el sentido del humor. Es una respuesta muy típica, pero las admiro, de verdad.

14.- El hecho histórico más deplorable.
Muchos, y todos ellos protagonizados por el ser humano (guerras, colonización…).

15.- La comida y bebida que más te gustan.
La pasta y el agua.

16.- Lo que detestas por encima de todo.
Que se intenten reír de mí o de la gente en general.

17.- La reforma o cambio social más admirable.
La democracia, por ejemplo.

18.- El don de la naturaleza que quisieras poseer.
La vista del lince.

19.- Cómo te gustaría morir.
Con la sensación de haber hecho lo que quería hacer.

20.- La falta que te inspira más indulgencia.
Las malas formas.

21.- Tu lema.
Tengo dos: “Si quieres, puedes” y “No hagas a los demás lo que no quieras que te hagan a ti”.

Muchas gracias por aceptar compartir este ratito conmigo ;-)

¡Gracias a ti!

miércoles, 27 de noviembre de 2013

El lado bueno de las cosas, de Matthew Quick


Título: El lado bueno de las cosas/The Silver Linings Playbook
Autor: Matthew Quick
Género: Ficción
Editorial: Debolsillo
Año: 2013

SINOPSIS
Os presentamos a Pat Peoples, sufre de amnesia y ha desarrollado una teoría muy peculiar según la cual su vida es una película producida por Dios. Y la misión que le ha dado Dios es ponerse en forma y convertirse en un buen tipo para recuperar a su ex esposa. Bueno, Pat es un poco disfuncional y, por esta razón, ha pasado algunos años en un centro de salud mental. Ahora ha regresado al hogar familiar y allí, con la ayuda de su madre y, Tiffany, una inesperada amiga, emprende su particular plan de rehabilitación y reconquista. Pero los caminos del señor son inescrutables, y el final feliz de Pat Peoples está muy lejos de ser como él había imaginado.


Esta novela me enganchó desde la primera página, no sé muy bien por qué. Hacía tiempo que no me leía una novela en tres días. Mucho tiempo. 


Pat Peoples es un personaje singular. Con la visión de un niño nos va mostrando página a página lo que él considera “su mundo real”, el guión de una película de serie B que él mismo protagoniza y cuya única finalidad es prepararse para cuando finalice “el periodo de separación”. Para ello, una vez que sale de psiquiátrico donde él cree que ha pasado unos meses, se prepara a diario para recuperar la forma física que había perdido por la dejadez a la que se había abandonado después de unos años de matrimonio.



Pat tiene una visión infantil e ingenua sobre la vida, todavía cree en los finales felices de las películas y se pasa la mayor parte del libro intentando convencernos a nosotros, con sus soliloquios, de sus pensamientos optimistas. La intimidad que se crea entre el personaje y nosotros provoca en el lector cierto sentimiento de tristeza.


A mí no me gusta el deporte, la verdad, pero las páginas en las que nos habla de los partidos de fútbol americano, animando a su equipo, los Eagles, con su hermano y su terapeuta Cliff, me parecen sublimes. Y la manera de mostrarnos la relación con su padre, que se reduce a ver algunos de esos partidos por televisión, mientras su madre les prepara comida especial, a pesar de que detesta el fútbol, me pareció de una sutileza admirable.

En cuanto al final de la novela, no negaré que me temía lo peor: una almibarada cesión Hollywoodiana. Sin embargo Matthew Quick me sorprendió gratamente dándome un final perfecto. 


En 2012, David O. Russell dirigió una película sobre esta novela, de la que son las imágenes que he utilizado para ilustrar mi entrada, pero no puedo opinar sobre ella porque no la he visto.

Una novela a tener en cuenta, fresca y profunda a partes iguales, con un personaje Pat Peoples, digno de ser creado.




Matthew Quick trabajó como profesor en Filadelfia antes de dejarlo todo para navegar durante seis meses por el Amazonas peruano, formar el círculo literario The Bardbarians, recorrer el sur de África con la mochila al hombro y, finalmente, trabajar a tiempo completo como escritor. Doctorado en escritura creativa por el Goddard College, actualmente vive en Filadelfia con su mujer y su galgo. (Biografía extraída de la web Megustaleer.com)

martes, 19 de noviembre de 2013

Hoy cine: The East



Título original: The East
Año: 2013
Duración: 116 min.
País: Estados Unidos
Director: Zal Batmanglij
Guión: Brit Marling, Zal Batmanglij
Reparto: Brit Marling, Alexander Skarsgård, Ellen Page, Toby Kebbell, Shiloh Fernandez
Género: Thriller de espionaje



Sinopsis

Sarah Moss (Brit Marling), empleada brillante de una poderosa compañía, debe cumplir una misión: infiltrarse en un grupo anarquista de ecologistas radicales que están creando problemas a algunas empresas. Sarah no es inmune a la realidad que defiende la organización y pronto sus principios se verán sacudidos ante la lucha que defienden. Además, el jefe de dicha organización (Alexander Skarsgård) se convertirá en alguien muy importante para ella.
   

Me ha gustado. Trata un tema que me interesa y me indigna. Los actores trabajan de un modo impecable haciendo que realmente creas que forman parte de una organización secreta y que tú les estás viendo a través de una ventana mal cerrada. 


La película promete mucho al principio y he de reconocer que la segunda parte flojea. A mi juicio, la consabida trama amorosa y la manida interpretación de que al final, sin importar en qué bando juegas, siempre acabas teniendo la injusticia entre tus filas, es lo que devalúa el resultado de la segunda mitad. 


Sin embargo, el desenlace vuelve a darle sentido a toda la trama y coloca la cinta en una posición mucho más elevada.



Una película entretenida que lleva incluida como regalo la presencia de un protagonista, Alexander Skarsgård, con un gran carisma vampírico.


lunes, 11 de noviembre de 2013

La princesa de hielo, de Camilla Läckberg

Título: La princesa de hielo, Isprinsessan
Autora: Camilla Läckberg
Género: Novela negra
Editorial: Maeva
Año publicación: 2007


SINOPSIS
Cuando la joven escritora Erica vuelve a su pueblo natal tras el fallecimiento de sus padres, no se puede ni imaginar que se verá envuelta en la truculenta historia de un crimen cuyos protagonistas no son otros que sus propios amigos de la infancia. Cuando su amiga Alex es encontrada muerta, aparentemente suicidada, se descubre que no sólo fue asesinada sino que además estaba embarazada, lo que multiplica así las conjeturas de Erica y de la policía, que detiene al principal sospechoso, Anders, un artista fracasado que mantenía una relación especial con la víctima. El policía encargado del caso es el detective Patrik Hedström, para quien Erica siente algo más que mero interés profesional.
 
 

No conocía a esta autora y he de decir que me ha gustado su manera de escribir. Me sentía a gusto entre las páginas del libro. Los personajes están muy bien definidos en general, casi puedes imaginártelos sentados junto a ti en el sofá y tomando café. Camila describe personajes auténticos, de carne y hueso, con debilidades, frustraciones y deseos como los de cualquier hijo de vecino. Nos muestra un pueblo, Fjällbacka, que conoce bien, y su narración de la vida en él se ajusta a la idea que uno tiene de cómo debe ser vivir en Suecia o Noruega.

 

Según nos va contando la historia nos muestra hechos del pasado y del presente narrados en tercera persona por un narrador omnisciente. Pero también utiliza la técnica de la narración en primera persona de un misterioso personaje, que me ha resultado divertido encontrar porque es una de mis características narrativas. 
 
 
Me he reído con las inseguridades y complejos de Erica y Patrik, con las verdades sobre las primeras citas y con el jefe de Patrik, al más puro estilo casposo. Pero también he de decir que a algunos de los personajes no me los he creído del todo, como la hermana y el cuñado de Erica. Me rechinaban un poco y no me han llegado.


Después de esta primera novela vendrán otras muchas que tienen como protagonistas a los habitantes de Fjällbacka y que leeré en un futuro próximo porque el estilo de la autora me ha gustado. Una entretenida novela negra que me ha hecho pasar buenos ratos.



Camilla Läckberg nació en 1974 y creció en Fjällbacka en la costa oeste de Suecia, en la frontera con Noruega. De niña siempre estaba contando historias y escribiendo cuentos que reunía en pequeños libros. Su primer libro se llamaba Tomten (El duende), lo escribió cuando tenía solo cuatro o cinco años, era sangriento, escalofriante. Su fascinación por los casos de asesinato siempre ha estado ahí, quizá como contraste de su vida idílica en su infancia.

En 2003 publicó su primera novela, La princesa de hielo y tres años después sus libros premiados encabezaron las listas de bestseller en Suecia.

 

martes, 15 de octubre de 2013

Tokio blues, de Haruki Murakami


Título: Tokio Blues, Norwegian Wood
Autor: Haruki Murakami
Género: Novela
Editorial: Tusquets editores
País: Japón

“Yo entonces tenía treinta y siete años y me encontraba a bordo de un Boeing 747. El gigantesco avión había iniciado el descenso atravesando unos espesos nubarrones y ahora se disponía a aterrizar en el aeropuerto de Hamburgo. La fría lluvia de noviembre teñía la tierra de gris y hacía que los mecánicos cubiertos con recios impermeables, las banderas que se erguían sobre los bajos edificios del aeropuerto, las vallas que anunciaban los BMW, todo, se asemejara al fondo de una melancólica pintura de la escuela flamenca”.

SINOPSIS
Mientras aterriza en un aeropuerto europeo, Toru Watanabe, un ejecutivo de 37 años, escucha una vieja canción de los Beatles que le hace retroceder a su juventud, al turbulento Tokio de los años sesenta. Con una mezcla de melancolía y desasosiego, Toru recuerda entonces a la inestable y misteriosa Naoko, la novia de su mejor y único amigo de la adolescencia, Kizuki. El suicidio de éste distanció a Toru y a Naoko durante un año, hasta que se reencontraron e iniciaron una relación íntima. Sin embargo, la aparición de otra mujer en la vida de Toru le lleva a experimentar el deslumbramiento y el desengaño allí donde todo debería cobrar sentido: el sexo, el amor y la muerte. Y ningúno de los personajes parece capaz de alcanzar el frágil equilibrio entre las esperanzas juveniles y la necesidad de encontrar un lugar en el mundo.

Este es el segundo libro que leo de Haruki Murakami. El primero fue De qué hablo cuando hablo de correr y he de decir que este autor tiene algo que me atrapa. La historia de Toru Watanabe no es especialmente interesante en sí, pero los personajes, muy japoneses por cierto, hicieron que me quedase enganchada a sus páginas de un modo sorprendente. Había momentos en los que hubiese querido ser la autora para poder cargarme a alguno de ellos, pero siempre sentía una brisa fresca en la cara, una atmósfera bien construida y deseos de conocer el destino de todos y cada uno de esos personajes.

La acción se desarrolla en Tokio a finales de los años sesenta, y los estudiantes japoneses están involucrados en protestas contra el orden establecido.

Toru tiene un “mejor amigo”, Kizuki, que junto a la novia de este, Naoko, conforman todo su universo adolescente. A Kizuki solo le conoceremos a través de los ojos de Toru y Naoko, pero es un personaje que marcará a ambos de un modo profundo. Los pensamientos de Toru sorprenden al lector y le hace percibir un cierto distanciamiento entre la realidad y sus emociones: A veces puede parecer que carece de ellas.

Después del suicidio de Kizuki, cuando vuelven a reencontrarse, la relación entre Naoko y Toru se vuelve extraña y asfixiante, en algunos momentos. Yo lo catalogaría de tortura emocional, incluso, por parte de ella. Involuntaria, sí, pero no por ello menos dañina.

Entonces aparece en escena Midori Kobayashi, una estudiante de teatro extrovertida, alegre y segura, que establece una relación algo ambigua con el protagonista.

El descubrimiento de la sexualidad, la búsqueda de la felicidad, el amor, la pérdida y la extraña relación de la cultura japonesa con el suicidio son algunas de las emociones en las que indaga Murakami en esta novela.

Como curiosidad os diré que el subtítulo es una alusión a la canción preferida de Naoko, Norwegian Wood, de The Beatles.

Recomendación de este mes: Tokio Blues, de Haruki Murakami

 
 

miércoles, 9 de octubre de 2013

Entrevista con Esteban Navarro

"Escritor y policía, policía y escritor. Como policía ayudo a los demás, como escritor me ayudo a mí mismo; en ambos casos es una necesidad. Hace unos años que me di cuenta de que la juventud no es importante, lo importante es no sentirse viejo. No soy todo lo malo que tú piensas que soy".
—Hola, Esteban, bienvenido. ¿Cómo se hace el salto de policía a escritor? ¿Alguien te empujó cuando estabas desprevenido?
—En la policía decimos que lo que no se escribe es como si no hubiera ocurrido y que la mejor arma de un policía es la máquina de escribir, en este caso el ordenador. De tanto escribir atestados que parecían novelas, me decidí a escribir novelas de verdad.

—Estoy segura de que a tus compañeros les parecerán mucho más amenas tus novelas que esos atestados de los que hablas, sobre todo porque saben que es ficción. ¿Porque son ficción, verdad? En fin, comencemos con este personal cuestionario.
CUESTIONARIO:

1.    ¿Qué rasgo de tu personalidad como escritor destacarías?
La imaginación.

2.    ¿Qué cualidad esperas de un escritor o escritora?
La creatividad y la sorpresa.

3.    ¿Qué esperas de tus amigos cuando les das a leer un manuscrito?
Que si les gusta me lo digan sin exagerar y si no les gusta me lo digan exagerando.

4.    ¿Cuál crees que es tu principal defecto a la hora de escribir?
Se me va el Santo al cielo. A veces escribo cosas que no me creo ni yo.
5.    ¿Cuál es tu ocupación favorita?
El senderismo. Quedan pocos picos en Aragón que no haya subido.
6.    ¿Cuál es tu sueño de felicidad?
Estar en mi casa con mi familia. Cuando estamos todos juntos soy feliz.
7.    Si pudieras ser otra persona ¿quién te gustaría ser?
Algún personaje de mis novelas... ¿En serio? No, prefiero ser yo que ya me conozco.
8.    ¿Dónde te gustaría vivir?
Donde vivo ahora.
9.    ¿Cuál es tu lugar favorito para escribir?
Mi despacho. Aunque escribo en cualquier parte; aunque haya mucho ruido alrededor. Soy capaz de escribir en la terraza de un bar, por ejemplo.
10. Tus novelas favoritas son:
El retrato de Dorian Gray, Los renglones torcidos de Dios y Moby Dick.
11. Esas novelas que no pudiste terminar por…
Nunca he dejado una novela sin terminar, novela que empiezo novela que termino; aunque no me guste. Si alguien la escribió se merece que se lea hasta el final.
12. Tu héroe o heroína de ficción
El hombre invisible.
13. Tu pintor favorito
Rembrandt
  
14. Tu compositor favorito
Ian Anderson
15. El escritor o escritora que más admiras
Saramago.
16. ¿Qué talento natural te gustaría poseer?
La pintura
17. ¿Qué le pides a la literatura?
Que me entretenga, que me distraiga, que me enriquezca.
18. ¿En qué momento considerarías que has triunfado en la vida?
Respondiendo este cuestionario.
(Olé, eso se merece un inciso. Y un café. O una cerveza, lo que prefieras)
19. ¿Cómo crees que será tu vejez?
Yo nunca seré viejo.
20. ¿Cómo desearías morir?
En mi casa, durmiendo... soñando.
21. ¿Cuál es tu lema?
Es toda una experiencia vivir con miedo, ¿verdad? Eso es lo que significa ser esclavo
—Después de tan estupendas respuestas solo me queda preguntarte por una magnífica noticia. Tu novela La noche de los peones, aparece hoy publicada por Ediciones B, dentro de su colección La Trama de novela negra. ¿Qué nos vamos a encontrar en esta nueva obra?
—Una pregunta en el presente que hay que rebuscar cuarenta años atrás para responderla. Dos generaciones, dos puntos de vista de la vida y de la policía.
—Mmm, pinta muy bien. Espero que consigas muchos éxitos con ella. Muchas gracias por participar en este divertimento de escritores y ya sabes que aquí eres bienvenido… siempre que vengas sin porra y sin pistola
—Gracias por la entrevista, siempre deseé que me hicieran una entrevista así (risas).

 Esteban Navarro


lunes, 30 de septiembre de 2013

Y seguimos trabajando

Bueno, aquí me tenéis de vuelta del resacón de las correcciones a diestro y siniestro, de las vacaciones no pagadas y de las tareas pendientes.

Terminada la tercera novela de la Saga: He sufrido, he llorado y he madurado un poco con Ada, su protagonista. También he descansado y empiezo de nuevo  la tarea de dar vida a esta Saga en su cuarta entrega.

Muchos lectores de La Tumba compartida me han preguntado por qué me decidí a escribir esta Saga Juvenil. La respuesta es muy sencilla. La adolescencia es una edad que me interesa especialmente. Por mi experiencia he llegado a la conclusión de que este es el periodo vital más peligroso y, por lo tanto, uno de los más importantes en la vida de cualquier ser humano. Intentar meter en el cerebro de un niño los miedos, responsabilidades e incertidumbres de la edad adulta es una tarea muy difícil, requiere de mucha atención y un “acompañamiento” constante. Los jóvenes se encuentran enfrentados de pronto a lo que les supondrá ser adultos. Tienen que tomar decisiones sobre su futuro, hacer frente a sentimientos y sensaciones que les son desconocidas. Tienen que “aceptar” responsabilidades y aprender que los actos tienen consecuencias.

Ya abordé el tema de la adolescencia en mi novela Peso cero y lo hice con la excusa de la anorexia de Alicia entrando en el tema de la familia y los amigos.
 
Mi nueva protagonista, Ada, se encuentra con un dilema mucho más sorprendente. Sus miedos (podríamos decir terrores, más bien), su aceptación de la pérdida y el abandono la llevarán a un horizonte de soledad que solo podrá asumir y superar si los demás dejan de mangonearla y puede, por fin, tomar las riendas.

¿Salen vampiros? Sí, pero son vampiros muy especiales. Cuatro razas con una amplia gama de peculiaridades. Y hay acción y misterio y amor. Y mucha música. Esto es una novela, no me he olvidado de ello.

Si queréis conocer a Ada y descubrir cómo se enfrenta a su destino, me encantará escuchar después vuestras opiniones.
 
 

lunes, 19 de agosto de 2013

Tiempo

 
A veces tengo la sensación de que se me acaba el tiempo, es como cuando estás en la cola de algo (el mercado, el banco, la panadería) y te invade la certeza de que estás perdiendo el tiempo. Las vacaciones siempre han sido propicias para darle a la cabeza, pensar en lo que has hecho durante el año, en todo lo que quieres hacer, en lo que te prometiste que harías, en lo que te comprometiste a no hacer... Y, no sé por qué, ese recuento nunca cuadra.
 
Este año he descubierto a Murakami y creo que ha sido una gran cosa. También he descubierto que me gusta el apio, que se puede pasar frío en verano y que con las amistades de internet pasa lo mismo que con las reales.
 
He avanzado en mi nueva aventura vampírica y he terminado la tercera entrega de la Saga. Los Diletantes es una novela de descubrimiento, de choque con la realidad. La segunda es la del conocimiento de uno mismo para su personaje principal, encontrar sus límites, sus debilidades.
Esta es la de aceptación, reconocer que negando la evidencia no cambias la realidad.
 
Hoy empiezo de nuevo a trabajar en la escritura. Toca poner los cimientos, buscar escenarios, reagrupar ideas, documentarse, documentarse, documentarse. Escribir también, pero sin orden ni concierto, sin guía, casi sin propósito. Luego todo irá encauzándose, colocándose en su sitio y entonces empezaré la novela.
 
Aún estoy de vacaciones, pero ya he vuelto. El reloj sigue avanzando...