martes, 25 de octubre de 2011

Ipad o Ebook

Comparar un ebook con un ipad es como comparar una calculadora con un ordenador. Si lo que quieres es un dispositivo de lectura, entonces ¿para qué comprar un ipad? Es mucho más caro, pesa más y tiene un montón de distracciones.

La pantalla del ebook es de tinta electrónica, mientras que el ipad tiene una pantalla LED. Esto significa que cuando lees en un ebook tienes la sensación de estar leyendo un libro en papel, puedes leer en el exterior , pero no puedes leer a oscuras.

El consumo de batería también dista mucho de un dispositivo a otro. La del  ebook aguanta mucho más tiempo, puede durar semanas, una vez cargado.

El peso, un ebook pesa menos de 300gr, mientras que un ipad llega casi a los 700gr.

Hasta aquí las excelencias del ebook. Estaréis de acuerdo conmigo en que no es una herramienta que haya que descartar así, de un manotazo. Sobre todo aquellos a los que os gusta leer y lo hacéis con avidez (véase Carmen y amig@s).

Y así llegamos al ipad. Olvidaros de todo lo que os he dicho sobre ebooks porque esto es otra cosa. El ipad es algo así como llevarte tu escritorio por ahí, de paseo. Puedes usarlo en el tren camino al trabajo, en el sofá de casa, a la hora del desayuno cuando te dejan solo, en la sala de espera del dentista o en la cama antes de dormir.

Ya sabes dónde usarlo, ahora veamos para qué.

Puedes ver tu correo, pasearte por internet y leer el periódico. Y también puedes leer libros en formato epub con la aplicación imprescindible ibooks. ¿Te imaginas llevar tu biblioteca allá donde vayas y que pese tan solo 700gr?

Yo lo utilizo también para revisar mi novela, después de dejarla reposar un tiempo. Hacerlo en el ipad me permite poder navegar  (visitar a la RAE,por ejemplo), tomar notas, y resaltar párrafos.


Tiene numerosas aplicaciones muy útiles, muchas de ellas gratuitas. Por ejemplo Dropbox con el que puedes sincronizar tu dispositivo con tu ordenador y tener a mano todos tus documentos, olvidándote de los usb.

A parte de eso tu música, videos y fotos te acompañan allá donde vayas y puedes almacenar tantos ebooks como seas capaz de leer.

Su pantalla de 9,7  te permite ver videos con mucha calidad (yo lo utilizo para ver series en inglés).

En fin, no puedo negar que no es perfecto: reflejos en su pantalla LED,  aplicaciones adictivas, el peso...

Si tan solo buscáis una plataforma para leer libros, estáis buscando un ebook. Si lo que queréis es poder llevaros vuestras cosas con vosotros, el ipad es perfecto.

Mi Ipad y yo hemos creado un vínculo muy especial, pero es que eso no tiene mucho mérito porque soy de esas personas que le cogen cariño a las cosas.

14 comentarios:

  1. Yo me compré un iPad en plan antojo y la verdad es que no le estoy dando mucha utilidad. Ahora he descubierto que puedo oír radios extranjeras en él, a ver si por ahí lo voy sacando de casa...

    ResponderEliminar
  2. No tengo iPad pero me atrae el mundo de las tabletas. Tampoco tengo e-reader, pero puede que me caiga en navidades, me he portado muy bien.

    Me gustan ambas cosas, el caso es leer y hacer cosillas. Dónde la tecnología nos lleve (pero con cuidado).

    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Hola Ruth, me alegra verte por aquí. Hay que cogerle el tranquillo, como a todo, pero vale la pena.

    ResponderEliminar
  4. Hola Daviblio. Seguro que te lo mereces. A mí me lo trajeron los Reyes (je, je).

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Querida,

    sufro desde hace meses esa enfermedad crónica que consiste en no poder decidir si lo que necesito es un e-reader o una tablet (preferentemente un Ipad). Tu comentario no ha hecho sino empeorar, y cuánto, los síntomas.

    Besos... Y a ver si me mandas un mail de vez en cuando.

    ResponderEliminar
  6. Yo soy de las que tienen las dos cosas, y creo que cada una tiene su función. El ebook es fantástico porque no daña la vista, la batería dura muchísimo (tengo un amazon kindle al que cargo una vez cada 3 ó 4 semanas) y es manejable. Y el Ipad te permite navegar, y así puedes revisar los textos, buscar información, etc. El lado negativo, el consumo de batería. Por eso creo que cada uno tiene su espacio, y son complementarios

    buen blog, te sigo
    Besos
    Lourdes

    ResponderEliminar
  7. Estuve buscando info para comprarme una de las dos. El lector de libros es caro para lo que ofrece. El Ipad está fuera de mi presupuesto, por lo que creo optaré por una tablet.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  8. Yo tengo un e-book normalito y estoy muy contento. No tengo i-pad porque ya tengo un ordenador de mesa. Cada cosa es para lo que es. Igual en un par de años bajan de precio y merece la pena tener una tableta, pero ahora creo que todavía no. Tampoco un i-phone.

    ResponderEliminar
  9. Los applelnianos sois una especie a estudiar. Steve os instruyó bien.
    Enviado desde mi iPC del curro.

    ResponderEliminar
  10. scriptumd, es fácil: piensa de verdad en lo que te será útil y después mírate el bolsillo para saber si debes comprarlo (je, je). En cuanto a lo del mail, lo mismo digo.

    Besos, number one.

    ResponderEliminar
  11. Lourdes, veo que tú no te andas con medias tintas ¿eh?. Supongo que tu ejemplo es el ideal, cada cosa en su sitio.

    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Luciana, asegúrate de los precios, a veces creemos que algo es caro solo por ser de una marca determinada...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Sergio, ¡applenianos! no sabía que eso existía, pero reconozco que algo de esa fauna, tengo. Espero que no me convierta en un bicho verde con forma de manzana.

    Por cierto, así que desde el curro ¿eh? ¡Cómo me gustaría saber cual es ese curro!

    Saludos

    ResponderEliminar
  14. Jajaja. Ya he cogido la indirecta (directa a la mandíbula) no te creas, pero por ahora... mis libritos en papel que no me los cambien. Soy una carca, verdad?
    Besines, guapa!

    ResponderEliminar